Estudio sobre el Templo Espiritual

Este estudio está disponible para descargar en su computadora en formato PDF: Estudio del Templo Espiritual

Cuando se habla de “Templo” la Biblia nos habla, primeramente, de los Santuarios terrenales que existieron en la tierra

       1. Santuario: Éxodo 25:8-9, 40, 26:30 } El primer santuario terrenal, construido por Moisés por orden de Dios. Era armable y desarmable (portátil).

Números 1:51 – “Cuando el tabernáculo tenga que trasladarse, los levitas lo desarmarán; y cuando se detenga, los levitas lo armarán. El extraño que se acerque morirá.”

La orden de construir este primer santuario fue dada por orden de Dios a Moisés en el Monte Sinaí cuando los israelitas estaban peregrinando por el desierto, por ello debía ser movible y portátil.

Números 4:5 – “Cuando el campamento se traslade, Aarón y sus hijos vendrán, bajarán el velo de protección y cubrirán con él el arca del testimonio.”

        2. Templo: Remplazó al Santuario:

1 Reyes 6:1 – Salomón lo edificó.

Este templo era un inmueble fijo hecho de piedras, construido en el monte Moriah (2 Crónicas 3:1).

Nabucodonosor va a destruir este Templo en el año 19 de su reinado (2 Reyes 25:8-9).

Luego el Templo va a ser reconstruido por Zorobabel y más tarde destruido por autoridades romanas; este Templo es al que Cristo va a entrar. Y es el Templo que va a ser destruido en el año 70dC (Esdras 1:1-4,8; Esdras 6:1-9,15; Mateo 23:38; Mateo 24:1-3).

Dios aplica las palabras Santuario o Templo (de Moisés y Salomón) solamente a una sola cosa bíblicamente (los hombres, en cambio, lo aplican a las sinagogas).

CS pg. 408.3 – “Después que los israelitas se hubieron establecido en Canaán el tabernáculo fue reemplazado por el templo de Salomón, el cual, aunque edificio permanente y de mayores dimensiones, conservaba las mismas proporciones y el mismo amueblado. El Santuario subsistió así—menos durante el plazo en que permaneció en ruinas en tiempos de Daniel—hasta su destrucción por los romanos, en el año 70 de nuestra era. Tal fue el único santuario que haya existido en la tierra y del cual la Biblia nos dé alguna información.”

       3. Los santuarios terrenales eran una representación (figura y sombra) del Templo/Santuario Celestial, Apocalipsis 11:19, Hebreos 8:2.

Los Santuarios de los puntos 1 y 2 son los santuarios del primer pacto; que eran figura y sombre del Santuario del punto 3 – el Santuario Celestial, que es el Santuario del nuevo pacto.

Pero la Biblia también nos habla de un:

      4. Templo Espiritual:

En 1 Timoteo 3:15 – se hace referencia a la “casa de Dios” – La gente usa este versículo comúnmente para referirse a un edificio, pero no es un edificio. No se refiere tampoco a una organización.

Para entender el Templo Espiritual hay que entender como fue construido el templo de Salomón…

En 1 Reyes 6:1 – vemos que se usa “casa de Dios” o, según la versión, “casa de Jehovah” como otro nombre para el templo de Salomón.

En Esdras 4:1 – vemos que se usa también el nombre de “templo de Jehovah” para el templo de Salomón.

Como estudiaremos a continuación, el templo de Salomón es representación del Templo Espiritual.

1 Corintios 3:16-17, 6:19 – “sois templo de Dios,” “vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo” – En estos versículos se refiere al hombre que es casa del Espíritu Santo. Al hombre que es MORADA del Espíritu Santo.

No debemos confundir este Templo Espiritual con el de Hebreos 8:5 – “Figura y sombra de cosas celestiales” -> que como ya vimos se refiere al Santuario terrenal de Éxodo 25:8-9.

El Templo construido por Salomón, fue hecho de piedras por fuera, madera y oro por dentro.

Mateo 21:42 – “Jesús les dijo: –¿Nunca habéis leído en las Escrituras? La piedra que desecharon los edificadores, ésta fue hecha cabeza del ángulo. De parte del Señor sucedió esto, y es maravilloso en nuestros ojos.”

DTG pg. 548.1 – “Mirándolos con piedad, el Salvador continuó: ‘¿Nunca leísteis en las Escrituras: La piedra que desecharon los que edificaban, ésta fue hecha por cabeza de esquina: por el Señor es hecho esto, y es cosa maravillosa en nuestros ojos? Por tanto os digo, que el reino de Dios será quitado de vosotros, y será dado a gente que haga los frutos de él. Y el que cayere sobre esta piedra, será quebrantado; y sobre quien ella cayere, le desmenuzará.’

Los judíos habían repetido a menudo esta profecía en las sinagogas aplicándola al Mesías venidero. Cristo era la piedra del ángulo de la dispensación judaica y de todo el plan de la salvación. Los edificadores judíos, los sacerdotes y gobernantes de Israel, estaban rechazando ahora esta piedra fundamental. El Salvador les llamó la atención a las profecías que debían mostrarles su peligro.”

DTG pg. 548.5 – “Al citar la profecía de la piedra rechazada, Cristo se refirió a un acontecimiento verídico de la historia de Israel. El incidente estaba relacionado con la edificación del primer templo. Si bien es cierto que tuvo una aplicación especial en ocasión del primer advenimiento de Cristo, y debiera haber impresionado con una fuerza especial a los judíos, tiene también una lección para nosotros.

Cuando se levantó el templo de Salomón, las inmensas piedras usadas para los muros y el fundamento habían sido preparadas por completo en la cantera. De allí se las traía al lugar de edificación, y no había necesidad de usar herramientas con ellas; lo único que tenían que hacer los obreros era colocarlas en su lugar.  Se había traído una piedra de un tamaño poco común y de una forma peculiar para ser usada en el fundamento; pero los obreros no podían encontrar lugar para ella, y no querían aceptarla. Era una molestia para ellos mientras quedaba abandonada en el camino. Por mucho tiempo, permaneció rechazada. Pero cuando los edificadores llegaron al fundamento de la esquina, buscaron mucho tiempo una piedra de suficiente tamaño y fortaleza, y de la forma apropiada para ocupar ese lugar y soportar el gran peso que había de descansar sobre ella.

Si hubiesen escogido erróneamente la piedra de este lugar, hubiera estado en peligro todo el edificio.  Debían encontrar una piedra capaz de resistir la influencia del sol, de las heladas y la tempestad. Se habían escogido diversas piedras en diferentes oportunidades, pero habían quedado desmenuzadas bajo la presión del inmenso peso. Otras no podían soportar el efecto de los bruscos cambios atmosféricos.

Pero al fin la atención de los edificadores se dirigió a la piedra por tanto tiempo rechazada. Había quedado expuesta al aire, sol y a la tormenta, sin revelar la más leve rajadura. Los edificadores la examinaron. Había soportado todas las pruebas menos una. Si podía soportar la prueba de una gran presión, la aceptarían como piedra de esquina. Se hizo la prueba. La piedra fue aceptada, se la llevó a la posición asignada y se encontró que ocupaba exactamente el lugar. En visión profética, se le mostró a Isaías que esta piedra era un símbolo de Cristo. El dice:

‘A Jehová de los ejércitos, a él santificad: sea él vuestro temor, y él sea vuestro miedo. Entonces él será por santuario; mas a las dos casas de Israel por piedra para tropezar, y por tropezadero para caer, y por lazo y por red al morador de Jerusalem. Y muchos tropezarán entre ellos, y caerán, y serán quebrantados: enredaránse, y serán presos.’ (Isaías 8:13-15)”

Las piedras que se usaron para construir el Templo fueron expuestas al:

1)  aire,

2)   sol,

3)   tormentas,

4)  presión

–       El trabajador que daba forma a la piedra era el picapedrero.

–       Había piedras que no soportaban al picapedrero y quedaban trizadas.

–       Hay otro trabajador que colocaba las piedritas en el fundamento del templo.

1 Reyes 6:7 – Para la construcción del templo usaron piedras enteras elaboradas en canteras lejos del templo, por tanto no había ruido ni bulla de construcción cerca del templo.

1 Pedro 2:4 – La Piedra Viva – es la piedra rechazada.

1 Pedro 2:7 – la piedra angular  (piedra de esquina, fundamento)

1 Pedro 2:5 – “También vosotros sed edificados como piedras vivas en casa espiritual para ser un sacerdocio santo.”

Debemos aprender que hay dos clases de piedritas:

1 – la piedra formada (piedra labrada) que es llevada al templo espiritual, la cual  pudo soportar la prueba y el proceso en la cantera;

2 – Y la que se queda en la cantera (piedra trizada), o que no soportó la prueba, el proceso de la cantera.

Esta forma de cómo es construido el templo de Salomón representa al Templo Espiritual.

3JT 379.1 – “El templo judío fue construido con piedras labradas que se sacaron de las montañas. Y cada piedra era preparada para su lugar en el templo, labrada a escuadra, pulida y probada antes de ser transportada a Jerusalén. Cuando todas esas piedras se encontraron sobre el terreno, la edificación se hizo sin que se oyera el ruido de un hacha o de un martillo. Esta edificación representa el templo espiritual de Dios, compuesto de materiales traídos de todas las naciones, lenguas, pueblos y clases sociales, grandes y pequeños, ricos y pobres, sabios e ignorantes. No se trata de substancias inertes, que deban ser trabajadas por medio del martillo o el cincel. Son piedras vivas, sacadas de la cantera del mundo por medio de la verdad; y el gran Arquitecto, el Señor del templo, está ahora labrándolas y puliéndolas, preparándolas para su lugar respectivo en el templo espiritual. Ese templo, una vez terminado, será perfecto en todas sus partes y causará la admiración de los ángeles y de los hombres; porque Dios es su Arquitecto y Constructor.”

3JT pg. 379.2 – “Nadie piense que no tiene necesidad de golpe alguno. No hay persona ni nación que sea perfecta en todas sus costumbres y maneras de pensar. Una debe aprender de otra. Por esto, Dios quiere que las diferentes nacionalidades se asocien para llegar a ser un solo pueblo en sus maneras de ver y en sus propósitos. Así será cumplida la unión que es en Cristo.”

–       Cantera: es símbolo del mundo

3JT pg. 29.1 – “El lugar de culto puede ser muy humilde, pero no por eso deja el Señor de reconocerlo. Para los que adoran a Dios en espíritu y en verdad y en la belleza de la santidad, será como la puerta del cielo. El grupo de creyentes puede ser pequeño, pero a la vista de Dios es muy precioso. La verdad los sacó como piedras brutas de la cantera del mundo, y fueron llevados al taller de Dios para ser tallados y modelados. Pero aun en bruto son preciosos a la vista de Dios. El hacha, el martillo y el cincel de las pruebas están en las manos de un Artífice hábil que no los emplea para destruir, sino para labrar la perfección de cada alma. Como piedras preciosas, pulidas a semejanza de las de un palacio, Dios quiere que hallemos un lugar en el templo celestial.”

2JT pg. 156.1 – “Dios ha llamado a su iglesia en este tiempo, como llamó al antiguo Israel, para que se destaque como luz en la tierra. Por la poderosa hacha de la verdad—los mensajes de los ángeles primero, segundo y tercero,–la ha separado de las iglesias y del mundo para colocarla en sagrada proximidad a sí mismo. La ha hecho depositaria de su ley, y le ha confiado las grandes verdades de la profecía para este tiempo. Como los santos oráculos confiados al antiguo Israel, son un sagrado cometido que ha de ser comunicado al mundo. Los tres ángeles de Apocalipsis 14 representan a aquellos que aceptan la luz de los mensajes de Dios, y salen como agentes suyos para pregonar las amonestaciones por toda la anchura y longitud de la tierra. Cristo declara a los que le siguen: ‘Sois la luz del mundo.’ (Mateo 5:14)”

– la verdad: son los tres mensajes angelicales que nos llevan al Santuario Celestial, al Ministerio Sacerdotal Celestial de Cristo, al Lugar Santísimo, al Sábado, al Juicio Investigador, Juicio de los vivos, etc.

¿Cuándo comenzó la construcción de este Templo Espiritual?

DTG pg. 381.5 – “Durante seis mil años, la fe ha edificado sobre Cristo. Durante seis mil años, las tempestades y los embates de la ira satánica han azotado la Roca de nuestra salvación; pero ella sigue inconmovible.”

Durante 6,000 años la fe ha edificado sobre Cristo. El Templo Espiritual se ha venido construyendo desde la caída de Adán. Abel fue la primera piedrita puesta sobre el fundamento.

El Templo Espiritual todavía no está terminado de construir. Pero llegará el momento que se termine de construir. Ahí habrá terminado la obra intercesora de Cristo y caerán las plagas.

¿Qué somos al mismo tiempo (que somos piedritas para el Templo Espiritual)?

Al mismo tiempo que somos piedritas, somos edificadores.

1 Corintios 3:9-15 – “Porque nosotros somos colaboradores de Dios, y vosotros sois huertos de Dios, edificio de Dios. Conforme a la gracia de Dios que me ha sido dada, como perito arquitecto he puesto el fundamento, y otro está edificando encima. Pero cada uno mire cómo edifica encima, porque nadie puede poner otro fundamento que el que está puesto, el cual es Jesucristo. Si alguien edifica sobre este fundamento con oro, plata, piedras preciosas, madera, heno u hojarasca, la obra de cada uno será evidente, pues el día la dejará manifiesta. Porque por el fuego será revelada; y a la obra de cada uno, sea la que sea, el fuego la probará. Si permanece la obra que alguien ha edificado sobre el fundamento, él recibirá recompensa.  Si la obra de alguien es quemada, él sufrirá pérdida; aunque él mismo será salvo, pero apenas, como por fuego.”

Nosotros somos colaboradores de Dios, labrando las piedras para el edificio de Dios – el Templo Espiritual. El apóstol Pablo advierte que cada uno debe mirar cómo sobreedifica (ya que somos edificadores al mismo tiempo que somos piedritas). El fundamento es Jesucristo. Sobre este fundamento se puede poner piedras preciosas, oro, plata, madera, heno u hojarasca. Si hemos puesto madera, heno u hojarasca, vendrá la prueba del fuego y nada de esto va a servir – la madera, heno, hojarasca se quemará y desaparecerá, será destruida. En cambio, si hemos puesto oro, plata, vendrá la prueba del fuego y se derretirán pero seguirán siendo oro y plata, no desaparecerán.

Entonces surge la pregunta: ¿Con qué estamos edificando, estamos poniendo oro o madera? Todo lo que usemos para edificar será probado con fuego.

Todos somos piedras de la cantera (del mundo), pero tenemos que escoger qué clase de piedras seremos -> la piedra trizada que es dejada en la cantera o la piedra labrada, pulida, probada que es puesta en el Templo Espiritual.

1 Pedro 2:5 – “También vosotros sed edificados como piedras vivas en casa espiritual para ser un sacerdocio santo, a fin de ofrecer sacrificios espirituales, agradables a Dios por medio de Jesucristo.”

4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s